SUPER 8: LAS 10 PELÍCULAS NAVIDEÑAS QUE PUEDEN ARRUINARTE UN POLVORÓN

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +4 (from 4 votes)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 9.8/10 (4 votes cast)
LAS 10 PELÍCULAS NAVIDEÑAS QUE PUEDEN ARRUINARTE UN POLVORÓN

Un artículo de Thara Báez para ColumnaZero Cine.

Sobre bodrios cinematográficos con exceso de máquinas de hacer nieve, sobredosis de luces y Papás Noeles pasados de tuerca.

El cine, como representante de los temas que preocupan y ocupan a la sociedad, acoge en su historia una larga lista de películas navideñas, tantas, que podrían constituir un género en sí mismo de lo más bizarro. Algunas pueden tener cierta gracia e incluso traernos dulces recuerdos de nuestra más tierna infancia, pero, en otros casos, el exceso de glucosa provoca una diabetes fílmica de la que no nos recuperamos hasta bien pasadas la cuesta de enero y las rebajas. En otros, la desfachatez de sus contenidos ha hecho que más de uno se atragante con un polvorón mientras veía una de estas películas navideñas que, sin esperarlo, asaltan todas las pantallas.

En ColumnaZero hemos decidido prevenir a nuestros queridos lectores, si es que estamos a tiempo, para que no tengan que pasar por un episodio traumático a la hora de elegir una película navideña con un ranking de los diez bodrios, a nuestro juicio, más destacables del cine navideño por excelencia.

    10. Family Man (2000)

Ya sabemos que, por desgracia y ya desde algunos años, Nicolas Cage y bodrio son dos palabras hermanadas. Este señor hace ya mucho que protagoniza películas que no hay quien se las trague. En esta, interpreta a un corredor de bolsa muy pero que muy rico que, un día, de repente, (y tras un accidente, cómo no) se despierta siendo un vendedor de neumáticos y se reencuentra con su antigua novia (la fantástica Téa Leoni), a la que decidió apartar de su vida como a una bolsa de basura orgánica para que no se entrometiera en sus ambiciosos planes laborales. Pero en Navidad todos nos merecemos una segunda oportunidad y Nicolas no iba a ser menos, sobre todo si la historia defiende los valores más tradicionales de estas preciosas fechas. Funcionó muy bien en taquilla.

LAS 10 PELÍCULAS NAVIDEÑAS QUE PUEDEN ARRUINARTE UN POLVORÓN

  1. Un padre en apuros (1996)

De un corredor de bolsa, pasamos a un importante empresario que vende colchones, interpretado por otro cuestionable actor: Arnold Schwarzenegger, quien por esta época ya empezaba a querer quitarse de encima el papel de tipo duro que le habían otorgado sus anteriores películas. Para ello, qué mejor que interpretar al típico padre terrible que se pierde la muestra de kárate de su retoño y que, para redimirse, le promete regalarle el muñeco de moda: Turbo-Man. Hasta aquí, todo parece sencillo, ya que su capital le permite comprar uno y veinticinco Turbo-Man, pero, ¡oh, Dios mío!, Turbo-Man es tan popular que está agotado, así que el bueno de Arnold decide disfrazarse del superhéroe para demostrar lo muchísimo que quiere a su hijo. Otra sensiblería sobre las segundas oportunidades y sobre hombres demasiado ocupados para cuestiones familiares por sus brillantes carreras.

LAS 10 PELÍCULAS NAVIDEÑAS QUE PUEDEN ARRUINARTE UN POLVORÓN

  1. Elf (2003)

Un bebé acaba una Nochebuena en el taller de Papá Noel y es adoptado y educado como elfo. Cuando crece, decide encontrar a su padre, otro señor rico adicto al trabajo, que es editor de libros infantiles, y a su madre y su hermanastro, que ya no creen en la Navidad ni en los elfos. Con su gran conocimiento sobre elfos -ha sido criado por ellos-, consigue convencer a la familia de no olvidar jamás el verdadero significado de la Navidad. Sus ambición de que se recupere la magia y la ilusión no pasan sólo por esta familia, sino por Nueva York y por el mundo entero. Y digo yo: Will Ferrell, no era necesario, de verdad, no lo era.

LAS 10 PELÍCULAS NAVIDEÑAS QUE PUEDEN ARRUINARTE UN POLVORÓN

  1. Fred Claus: el hermano gamberro de Santa Claus (2007)

Contando con que el protagonista de esta película es el gran Paul Giamatti (interpretando a Santa Claus) y que cuenta entre su reparto con actores de la talla de Rachel Weisz o Kathy Bates, la cosa no tenía tan mala pinta, sobre todo si tenemos en cuenta que el “hermano gamberro” de Santa Claus es Vince Vaughn, la oveja negra de la familia, que decide hacerse con el mando de las labores ejercidas por su celebérrimo hermano. Sin embargo, la cosa acaba derivando en un truño comercial, previsible y plagado de un buen rollo navideño que huele muy mal.

  1. Los Reyes Magos (2003)

Las producciones españolas no se salvan, por desgracia, de este ranking. Esta película de animación se caracteriza, sobre todo, por unas cualidades siniestras impropias para una película infantil. Fusilar a Disney con una historia bíblica no podía salir bien, y más si le añadimos que el doblaje de los tres Reyes en España corrió a cargo de José Coronado, Imanol Arias y Juan Echanove, todos actores sublimes pero que en esta labor, provocan un poco de miedito. Al igual que terror es lo que provoca Gurruchaga doblando a Herodes en la Matanza de los Inocentes, algo demasiado violento y sangriento que, cómo no, decidieron azucarar para que los niños, que ya debían estar aterrados a estas alturas de la película, no salieran despavoridos de las salas de cine.

LAS 10 PELÍCULAS NAVIDEÑAS QUE PUEDEN ARRUINARTE UN POLVORÓN

  1. ¡Vaya Santa Claus! (1994), Santa Claus 2 (2002), Santa Claus 3: Por una Navidad sin frío (2006)

Son tres, y aunque la primera tenía cierta gracia y, a buen seguro, formará parte del recuerdo de los que vivimos la década de los noventa, las dos siguientes eran completamente innecesarias y prescindibles y es por eso por lo que podemos permitirnos el lujo de meterlas en el mismo saco. En la primera, Scott (Tim Allen) tiene un accidente y mata a Santa Claus (sí, lo mata), por lo que tiene que ocupar su puesto. En la segunda, tras ocho años ejerciendo el papel de Santa Claus, Scott (Tim Allen) se encuentra con problemas familiares: tiene que encontrar a una señora Claus porque, de no casarse, podría perder su puesto de Santa Claus. Por si esto no fuera poco, su hijo, Charlie, ha caído por méritos propios en la lista de los traviesos del año. Toda una tragedia greco-navideña. Finalmente (y menos mal), en la tercera, Scott  hace verdaderos esfuerzos por combinar su vida familiar (obviamente ha encontrado a la señora Claus en la anterior) con la de ser el mismísimo Santa Claus y, para colmo de males, el villano Jack Frost le amenaza con hacerse con el poder del Polo Norte. Otra tragedia, pero con final feliz, claro.

LAS 10 PELÍCULAS NAVIDEÑAS QUE PUEDEN ARRUINARTE UN POLVORÓN

  1. Una Navidad de Locos (2004)

Por si Tim Allen creía que no había acumulado méritos suficientes para convertirse en el actor que más bodrios navideños ha protagonizado con diferencia, entre la segunda y la tercera entrega de la trilogía de Santa Claus, tuvo tiempo de hacer este otro bodrio en el que la hija adolescente del matrimonio Krank (conformado por Allen y Jamie Lee Curtis) se va de casa por primera vez, factor que provoca que los Krank decidan pasar olímpicamente de las Navidades y no poner siquiera un triste arbolito en su hogar. Hasta aquí todo parece una interesante subversión: un matrimonio americano de mediana edad que decide no celebrar la Navidad porque su hija se ha independizado. No obstante, el previsible giro del film hace que la subversión se quede en nada, ya que la hija de los Krank decide volver a casa de manera inesperada y el matrimonio se ve obligado a organizar unas Navidades a toda prisa, echando por tierra la tesis principal de la película y creando falsas expectativas en el espectador.

  1. Milagro en Navidad (2000)

El protagonista de esta película es Leslie Nielsen y, con solo contaros el argumento, entenderéis por qué se lleva la medalla de bronce en este ranking: Santa Claus se cae de su trineo, el golpe le provoca amnesia y, ¿quién puede salvarle de esta terrible desdicha? Evidentemente, sólo puede salvarle la inocencia de un niño. He de decir que el título original (Santa, Who?), al menos, tiene un poco más de gracia que el español que, ya, de entrada, crea bastante repelús.

LAS 10 PELÍCULAS NAVIDEÑAS QUE PUEDEN ARRUINARTE UN POLVORÓN

  1. Toys: Fabricando Ilusiones (1992)

Aunque este año hemos vivido con mucha pena la repentina muerte de Robin Williams, lo cierto es que este maravilloso actor protagonizó, allá por el comienzo de la década de los noventa, uno de los fracasos más sonoros del cine tanto para el público (fue un absoluto fracaso en taquilla) como para la crítica (tiene el lujo de ostentar una nominación a peor director en los premios Razzie). La premisa de esta cinta no carece de buenas intenciones, ya que retrata cómo un fabricante de juguetes (Williams) lega su empresa a su hermano, un general de la armada, que decide fabricar armas en vez de juguetes, cosa que su hijo intenta evitar a toda costa. La película es tremendamente floja, previsible, sensiblera y ñoña, así que lo único que espero es que Robin pueda entendernos y perdonarnos allá donde se encuentre.

LAS 10 PELÍCULAS NAVIDEÑAS QUE PUEDEN ARRUINARTE UN POLVORÓN

  1. Jack Frost (1998)

La razón principal para que esta película ostente el primer puesto de este ranking es que ese muñeco de nieve tan infernal provocó pesadillas durante mucho tiempo en quien escribe e, imagino, en millones de niños en el mundo. El creador del muñeco en cuestión debía tener mucho odio a los niños, pero nosotros no teníamos la culpa. Además, el argumento en cuestión es tan tétrico como el mismo muñeco de marras: Jack Frost (Michael Keaton) es un cantante de rock que apenas pasa tiempo con su hijo y, por si fuera poco, tiene un accidente de coche y se muere, pero, que no cunda el pánico (o sí), porque Jack se reencarna en ese muñeco de nieve tan temido. La película aburre y todo es tan previsible a partir de la muerte de Jack, que deseas que se acabe lo antes posible. En un film navideño y dirigido a los más pequeños, lo mínimo que podemos esperar es un toque de entretenimiento del que la película carece y, de paso, causar los menores traumas posibles en la tierna infancia.

Thara Báez (@tharabaez)

@ColumnaZeroCine

email

1 Comment

  1. Pingback: EL OBTURADOR: PELÍCULAS DIFERENTES PARA VER EN NAVIDAD - COLUMNAZERO - COLUMNAZERO

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>