LAS LISTAS ROBINSON O CÓMO DEJAR DE RECIBIR LLAMADAS DE TELEOPERADORES

Un artículo de Jaime Gutiérrez para ColumnaZero
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +1 (from 1 vote)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 8.0/10 (3 votes cast)
Un artículo de Jaime Gutiérrez para ColumnaZero

Las listas Robinson son un sistema eficaz para dejar de recibir esas molestas e inoportunas llamadas pidiendo que nos cambiemos de compañía, sms que nos llenan el buzón de entrada o correos que ya no sabemos cómo evitar. ¿Has pensado en apuntarte a ellas?

Todos hemos pasado por esto alguna vez. Son las diez de la noche y estás sentado tranquilamente en el sofá viendo en la televisión la bazofia de turno intentando no pensar en nada después de un agotador día de trabajo, de una bronca con tu jefe, de una reconciliación con tu pareja (o viceversa) y suena el teléfono. ­”¿Diga?”, preguntas pensando quién será a estas horas. Podría ser alguien conocido que ha sufrido un accidente, podrían ser tus amigos para animarte a salir de marcha, podría ser tu madre para ver qué tal has pasado el día (esta opción se descarta desde que las tarifas incluyen llamadas a fijos y eres tú el que llama), pero no, al otro lado del hilo telefónico suena la inconfundible voz de una teleoperadora: “Buenas tardes, ¿podría hablar con el titular de la línea?”. “¡Cómo que buenas tardes!”, piensas tú endemoniado, e intentas cortar la conversación por todos los medios hasta que aprendes el gran truco…  “Lo siento señorita pero formo parte de la lista Robinson”. Y la exasperante voz de la telefonista desaparece al instante con un “disculpe” apagado y apocado cual final de canción pop.

Las listas Robinson, también conocidas como “ficheros de exclusión”, son una efectiva manera de evitar todo este spam por correo electrónico, llamadas no deseadas, SMS, etc. Su nombre “Robinson” hace referencia a la novela Robinson Crusoe de Daniel Defoe cuyo protagonista vivió aislado en una isla desierta.

Para utilizar las listas Robinson solo hace falta inscribirse en ellas. Cualquier ciudadano puede formar parte de este archivo de manera gratuita. Para ello, solo tiene que acceder a la web de la Lista Robinson y rellenar un formulario con sus datos personales. En España, la Asociación Española de la Economía Digital (adigital) gestiona una Lista Robinson que se creó en Julio del año 2009. Adigital está compuesta por 500 empresas que desempeñan diferentes papeles en el mundo de la economía digital. Hay que tener en cuenta que aunque la Lista Robinson no depende de la Agencia Española de Protección de Datos, sí está obligada a cumplir con la normativa vigente en esta materia.

La inscripción en el servicio de Lista Robinson es voluntaria y gratuita, y su objetivo es evitar recibir publicidad no deseada de entidades o empresas con las que no se mantiene o no se haya mantenido algún tipo de relación comercial. Al rellenar el formulario podrás seleccionar los canales por los que no quieres recibir publicidad: si es por teléfono fijo o móvil, debes introducir los números. También puedes rechazar la publicidad vía sms y los mms o el spam a través del correo electrónico. En el caso de que pretendas no recibir correspondencia publicitaria en el buzón de la vivienda, tendrás que dar tu dirección. Asimismo, los consumidores que quieren darse de alta en este servicio pueden solicitar que se les excluya de las comunicaciones comerciales de empresas de las que son clientes. Sin embargo, el sistema solo funciona si las entidades o empresas que quieres que dejen de molestarte utilizan este servicio.

Aún así, la existencia de estas listas es positiva porque la mayor parte de las grandes empresas que utilizan el telemarketing para dar a conocer sus promociones están adheridas a ellas y se comprometen a no enviar publicidad a través del medio que el usuario seleccione al darse de alta.

Hay que tener en cuenta que los efectos tras apuntarse no son automáticos y tendremos que esperar bastante porque las empresas que utilizan estos archivos los consultan cada cierto tiempo, no a diario. Sin embargo, pasado el tiempo, las llamadas casi desaparecen y lo bueno es que si sigues recibiendo publicidad por algún medio, basta que comuniques tu alta en la lista Robinson para que dejen de molestarte.

Jaime Gutiérrez

@jaimegutierrezh 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here