LA CAQUEXIA: CAUSA DEL FALLECIMIENTO DEL 25% DE LOS PACIENTES CON CÁNCER

Un artículo de Antonio Manuel Murcia López para ColumnaZero.
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +1 (from 1 vote)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 9.0/10 (1 vote cast)
Un artículo de Antonio Manuel Murcia López para ColumnaZero.
Un artículo de Antonio Manuel Murcia López para ColumnaZero.

La caquexia, gran pérdida de peso y debilidad muscular, es la causa de fallecimiento de alrededor del 20-30% de los pacientes con cáncer. El Centro Nacional de Investigadores Oncológicas acaba de anunciar que uno de sus equipos ha descubierto en ratones que un proceso “quemagrasa” podría estar detrás de la caquexia.

Existen dos tipos de grasas en el organismo humano. La llamada grasa blanca (considerada grasa mala) que tiene como función el almacenamiento de energía en forma de grandes gotas, y la grasa marrón o también conocida como parda (considerada grasa buena),  cuya función es la de producir calor. Las células de grasa marrón están compuestas por células generadoras de energía llamadas mitocondrias que contienen hierro, lo que les da su color marrón.

El ejercicio físico o la exposición a bajas temperaturas convierte la grasa mala en grasa marrón. Ese efecto positivo también lo encontramos en los enfermos de diabetes. Ese proceso “quemagrasas” es el que estaría detrás de lo que se conoce como caquexia. Es la primera vez que este fenómeno ‘quemagrasa’ se asocia a un efecto negativo”, aclara Michele Petruzzelli en la revista Cell Metabolism, y miembro del equipo de investigación, que subraya los efectos perniciosos del proceso en el contexto del cáncer.

La caquexia provoca cerca del 30% de los fallecimientos por cáncer. La desnutrición en los enfermos complica la respuesta terapéutica, de ahí que se haga hincapié que cuando se está enfermo es importante evitar la idea extendida de comer poco. Cuidar la alimentación sin reducirla, es primordial en los enfermos de cáncer. Además, la desnutrición produce un cambio de estética en el paciente que afecta a sus percepciones sobre su batalla contra el cáncer.

Miembros de la Investigación (Foto: CNIO)
Miembros de la Investigación (Foto: CNIO)

El equipo de investigación  que ha descubierto la evidencia, ha verificado que el uso de compuestos antiinflamatorios, puede reducir esta transformación de la grasa y frenar los síntomas de caquexia en los animales. Con lo cual, se abre una vía para mejorar los efectos de la caquexia en los pacientes con cáncer, si los ensayos con humanos llegarán a ser concluyentes.

Para terminar, las conclusiones del propio director del equipo, Erwin Wagner, indican que la identificación de biomarcadores que permitan detectar el inicio de la transformación de grasa mala en buena en personas con cáncer podría servir para identificar precozmente a los pacientes oncológicos que van a sufrir este problema en un futuro próximo.

Antonio Manuel Murcia López

@columnazero

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here