IPHONE, UN PASEO POR 6 GENERACIONES

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +4 (from 4 votes)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 9.3/10 (4 votes cast)
Un artículo de Sergio del Pino para ColumnaZero.

Un artículo de Sergio del Pino para ColumnaZero.

Repasamos la evolución del terminal que presentó por primera vez Steve Jobs el 29 de junio de 2007. No sabemos si el cerebro de Apple era consciente en aquel momento del impacto que iba a tener la entrada de la compañía en el mundo móvil, pero es innegable que aquello supuso un antes y un después.

Con el lanzamiento del primer iPhone, se sentaron las bases de los smartphones modernos. Una carcasa tras∫era metálica y una pantalla de 3,5 pulgadas, algo completamente novedoso en aquella época,  eran las principales características que venían en la opera prima de Apple en lo que se refería a telefonía móvil. No era compatible con aplicaciones de terceros y eso, probablemente, es lo que le supuso la fama de que eran demasiado herméticos, algo que a día de hoy aun se escucha entre los detractores del iPhone.

IPHONE, UN PASEO POR 6 GENERACIONES

Tras este, solo un año más tarde, llegó el iPhone 3G, cuya tecnología suponía una mayor velocidad de navegación por Internet, mientras mantenía la pantalla de 3.5 pulgadas. A su vez, se presentaba el ya lejano iOS 2.0, y fue el modelo con el que llegó la App Store, y con ella el pistoletazo de salida a una industria que, a día de hoy, factura miles de millones al año. Además, se introdujo el color blanco.

En junio de 2009 vino el primer modelo “S”, de speed. La filosofía de estos modelos quedó marcada desde este momento y aun hoy sigue vigente: mismo modelo, mejores prestaciones. El 3GS llegó con una cámara mejor, sobre todo a la hora de grabar vídeo, y con un hardware que mejoraba notablemente la velocidad del dispositivo.

Llegó junio de 2010 y Apple nos tenía preparada una nueva entrega de su teléfono móvil. Con el iPhone 4, se produjo uno de los saltos más potentes de la compañía en cuanto a innovación. Se introdujo el cristal para crear una pantalla de retina que mantenía las 3,5 pulgadas y que, además, incorporaba una cámara frontal para mantener video llamadas con nuestros contactos a través de FaceTime, un servicio que también era novedoso y, como no, para hacernos nuestros primeros selfies.

La gama “S” continuó en octubre de 2011 con el iPhone 4S, que llegaba al mercado para acabar con los rumores de la inminente salida de un iPhone 5. Aunque llegaba un poco más tarde de lo que la compañía de Cupertino nos tenía acostumbrados, mantuvo la premisa de mantener el diseño y mejorar las prestaciones, y se introdujo con él un personaje con el que pasaríamos a tener interminables conversaciones de respuestas cortas e insulsas: Siri.

IPHONE, UN PASEO POR 6 GENERACIONES

En septiembre de 2012, la familia volvió a crecer y no solo con un nuevo terminal, sino también en tamaño. En esta ocasión, el iPhone 5 era más que un rumor y presentó un modelo de 4 pulgadas, fabricado en aluminio y con una cámara de 8 megapíxeles que incorporaba lentes de cristal de zafiro, un material transparente que solo es superado en dureza por el diamante, y que convierte la lente en mucho menos propensa a rayones accidentales. Fue el primer modelo en incorporar la cobertura 4G, otorgando así a los consumidores la posibilidad de navegar por la red a una velocidad aun mayor.

Tal y como ha venido marcando la tendencia de lanzamientos de la firma, en 2013 llegó otro miembro a la familia “S”. El que para algunos ha sido el mejor iPhone hasta la fecha (me incluyo), estrenaba chip de 64bits y Touch ID. Sin embargo, esta vez no llegó solo, junto al más aclamado, llegó el más odiado. El iPhone 5C llegó acabado en policarbonato y en diferentes colores. Se presentó como el iPhone barato, pero cuando salió al mercado su precio rondaba los 600 euros, así que de económico tuvo más bien poco.

Tras este llegó el iPhone 6 y su hermano mayor el iPhone 6 Plus, con grandes esperanzas puestas, sobre todo, en el mercado asiático, donde este formato de móvil, casi phablet, tiene bastante acogida. El primero era de 4,7 pulgadas, mientras que el Plus se iba hasta las 5,5. Un procesador de 64 bits, cámaras de 8 megapíxeles con sistema de estabilización para situaciones con poca luz, y un sistema de autoenfoque el doble de rápido y preciso que el de su predecesor, entre otras características, eran las principales apuestas de la sexta generación.

IPHONE, UN PASEO POR 6 GENERACIONES

Como no, el 9 de septiembre de 2015, justo un año más tarde, llega el 6S, por un lado para mejorar las prestaciones del anterior modelo, por otro para dejar con cara de tontos a aquellos que nos precipitamos comprando el 6 y que vemos como, solo un año después, han mejorado las prestaciones del terminal de manera notable. Con una pantalla sensible a la presión, el famoso Touch 3D  de Apple, grabación de vídeo en 4K, un procesador todavía más veloz… incluso hasta le cambiaron el chasis.

Finalmente, hace solo unos meses, concretamente el 7 de septiembre, Apple dio otro salto generacional con la presentación del iPhone 7 y 7 Plus. Este teléfono viene con un procesador A10 de cuatro núcleos, dos veces más rápido que el A9, cuatro veces más rápido que el A8; pantalla retina HD de 4,7 pulgadas para el 7 y de 5,5 en el 7 Plus, con un 25% más de brillo; una cámara de 12MP y apertura f/1.8, que nos dará mayor luminosidad en lugares poco iluminados o escenas nocturnas y vídeo 4K. Además, incorpora una segunda cámara, con la misma resolución, equipada con un teleobjetivo con apertura f/2.8. La cámara interior, con 7 megapíxeles, flash integrado y, además, grabación 1080 full HD.

Una de las novedades más comentadas del lanzamiento de este último modelo, fue la decisión de eliminar la salida Jack y la aparición de los AirPods, unos auriculares completamente inalámbricos y con chip propio, con una autonomía de 5 horas y con un estuche que incluye una batería con 24 horas de carga. El botón HOME pasa de ser ese botón que tantos dolores de cabeza nos ha dado a ser una superficie sensible a la presión. Además, es resistente al agua, polvo y salpicaduras, pero aunque pueda salvarnos la papeleta cuando se nos cae el móvil dentro de la taza del váter, ese fatídico accidente al que todos tenemos enorme respeto, no pretendas sumergirte con él a hacer fotos submarinas, ya que solo es sumergible hasta un metro de profundidad, durante una hora y la garantía no cubre este tipo de daños, así que yo no me la jugaría.

Después de más de 1 millón de teléfonos vendidos y tras 5 generaciones de iPhone, cada vez es más complicado presentar verdaderas novedades, más allá del diseño y las especificaciones técnicas del producto, y eso es algo que se le suele echar en cara a la compañía de la manzana. De cualquier manera, el éxito de todos los modelos que sacan a la venta se ve reflejado en el número de móviles que facturan cada año. De momento, tendremos que esperar al año que viene a ver qué mejoras nos depara el 7S y, a 2018, para ver si con un hipotético iPhone 8 se produce un salto generacional importante.

Sergio del Pino

@ser_delpino

 

email

1 Comment

  1. Georgeous

    31 octubre, 2016 at 12:55

    Pobre Iphone SE te has olvidado de él… :( Sin duda alguna para mi los mejores Iphones han sido el Iphone SE y Iphone 5S.

    Buen artículo!

    Un saludo.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>