EL ORIGEN DE LA TELEBASURA

Un artículo de María G.Ruiz para ColumnaZero.
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +1 (from 1 vote)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 9.8/10 (5 votes cast)
Un artículo de María G.Ruiz para ColumnaZero.

Con una parrilla repleta de realities, prensa rosa, social y donde prima la vida privada a la profesional, la televisión ha visto como en los últimos años pocos son los programas que se escapan al adjetivo telebasura. Pero ¿cómo y dónde comienza la telebasura?

La Asociación de Usuarios de la Comunicación define la telebasura en España como “cualquier espacio, sea cual sea su género en el que prevalece el mal gusto, lo escandaloso, el enfrentamiento personal, el insulto y la denigración de los participantes y la agresión a / de la intimidad”.

España no es el único país en el que se da este tipo de formato televisivo. Se estima que la telebasura surgió en Norteamérica en los años ochenta y se expandió por el resto de países una década después.

La telebasura en nuestro país tiene su origen en una noche de 1993 en el programa ‘De tú a tú’ presentado por la periodista Nieves Herrero. Este magazín diario cubrió la noticia del asesinato de las adolescentes de Alcácer de forma diferente a la tradicional. Un giro de realización hasta entonces nunca visto en la televisión española. Un cambio que  supuso para la periodista una lluvia de fuertes críticas y desprestigio en la profesión.

Las niñas, de catorce y quince años, habían desaparecido una noche de noviembre de 1992. Su búsqueda tuvo gran trascendencia en todos los medios de comunicación nacionales. Después de setenta y cinco días sin cesar por encontrar la localización de las jóvenes, unos apicultores, dieron con la fosa donde estaban los cadáveres de las niñas enterrados. Tras la investigación y la autopsia de los cuerpos, descubrieron las múltiples vejaciones a las que los secuestradores sometieron a las adolescentes. Esta sobrecogedora noticia, ha sido uno de los casos más conmovedores ocurridos en nuestro país y también uno de los más tristes contados por televisión.

[vsw id=”9EJUupEDh4w” source=”youtube” width=”425″ height=”344″]

El 27 de enero de 1993, el día que hallaron los cuerpos sin vida de las niñas, Nieves Herrero decide realizar una emisión en directo desde el pueblo de Alcácer, contando con la presencia de los familiares más cercanos de las jóvenes. Herrero consiguió aprovecharse del sufrimiento de los padres; hizo una entrevista en la que las preguntas llevaban a respuestas sobre los sentimientos en aquel duro momento, haciendo del dolor de los familiares de las víctimas un espectáculo público que se emitió para toda España.

A lo largo del programa, se fueron describiendo los numerosos tormentos por los que pasaron las niñas a manos de sus secuestradores según la autopsia de los cadáveres; a continuación, los familiares daban su testimonio sobre lo que acababan de escuchar. El momento más duro se produjo cuando mostraron en diferido el vídeo del momento exacto en el que el padre de una de las niñas asesinadas recibe la brutal noticia delante de las cámaras, fotógrafos y periodistas que aguardaban en el salón de su casa para informar sobre ello a la población.

Es en este momento en el que muchos teóricos se inclinan a pensar que nace lo que conocemos por ‘telebasura’. A partir de entonces, surgen algunos programas nuevos en la televisión que terminan de formar el significado que le damos a la telebasura.

Programas como “Tómbola”, que revolucionó el formato de prensa rosa, “Gran Hermano”, pionero reality disfrazado de experimento mediático con ya 14 ediciones a sus espaldas, “Aquí hay tomate”, que tiño la sobremesa de sensacionalismo y amarillismo o como el late show “Crónicas Marcianas”, que si bien en sus inicios era más blanco se encrudeció a medida que avanzaba su popularidad. Todos ellos considerados hitos de la televisión y avalados por audiencias millonarias. Programas estrellas de las cadenas en las que se emitía, pero con una trastienda llena de querellas, personajes olvidados y acusaciones de montajes, manipulaciones y contenidos baratos.

[vsw id=”q7I4zJwqg4o” source=”youtube” width=”425″ height=”344″]

Actualmente la parrilla sigue salpicada de telebasura envueltos en programas de entretenimiento o debates sociales,  con protagonistas mediáticos que cubren horas y horas de programación saciando a una audiencia que si bien, en los últimos años se desgasta, aún mantiene cuotas de pantalla aceptables y  por ende, tal cual dijo Lope de Vega,  “Si el vulgo es necio, es justo hablarle en necio, para darle gusto”.

María G. Ruiz

@MariagrCoco

1 Comentario

  1. bueno ppara empezar me quiero defecar en el hijo de la gran puta que le dio por joder la vida de los españoles sacando por la tele ala analfabeta,ignorante y desgraciada de la esteban,,,,,me cago desde la noria hasta salvame pasando por el aqui hay tomate vamos en definitiva en todo lo que tenga que ver con mediaset españa

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)

Responder a Anónimo Cancelar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here