EL ORGASMO MASCULINO: EL PUNTO R Y OTROS PUNTOS SEXUALES

Un artículo de Martía G.Ruiz para ColumnaZero.
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +11 (from 13 votes)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 7.1/10 (42 votes cast)
Un artículo de Martía G.Ruiz para ColumnaZero.

Valorado en culturas orientales, el punto R ofrece un orgasmo más intenso al hombre. Controvertido para las culturas occidentales, el punto R es uno más de los diferentes puntos sexuales que recorren nuestro cuerpo y que no sólo ayudan a tener un orgasmo más placentero sino a mejorar la calidad de las relaciones sexuales.

“Creo que un buen orgasmo pasa muy pocas veces”, afirma Pedro Lucas, psicólogo y sexólogo con experiencia en este campo. A pesar de que las mujeres tengan un orgasmo que dura de 13 a 15 segundos, el orgasmo masculino dura entre 3 y 8 segundos; algo intenso pero breve. Alberto, voluntario para la investigación sobre el orgasmo masculino, define el clímax ‘como una sorpresa gigante, es el calambrazo perfecto. Mi cerebro se desconecta de todo, de mí y de mi cuerpo’.

Por lo general, ellos durante el coito buscan el placer de ellas en lugar del suyo propio. Esto se debe a que las mujeres suelen tardar más en alcanzar el orgasmo. De este modo los hombres se exponen a un período más largo de excitación previa que permite que el orgasmo sea más intenso y placentero. ¿Qué otras formas hay de aumentar la intensidad del orgasmo? ¿Qué otros puntos acentúan el orgasmo?

El punto R.

Una manera de alcanzar la máxima excitación es el punto R. Este controvertido punto es el equivalente al punto G de las mujeres. En los varones se encuentra en el recto,  en la próstata, justo en el cuello de la vejiga, y está demostrado que si se sabe estimular bien provoca un placer mayor que el orgasmo común y una eyaculación más sustanciosa. La zona en la que se encuentra el punto R es muy rica en terminaciones nerviosas, por este motivo es más sensible. La única forma de estimularlo es a través del ano.

En el punto R, en el momento de la excitación máxima, los testículos están elevados y concentrados. La corona del pene se llena de sangre y los fluidos se concentran en el final de la uretra creando una sensación de pesadez. Los hombres lo reconocen como la señal de orgasmo y de  la eyaculación. Es justo en este momento cuando está demostrado que se puede lograr un orgasmo sin eyaculación.

Parece imposible pero puede llegar a ocurrir si se aprende a controlarlo mediante ejercicios principalmente respiratorios.  En 2010, ‘The Journal of Sexual Medicine’ publicó dos estudios realizados en la India con 65 hombres que practicaban su respiración, incrementando así la excitación sexual, mejorando la erección, el control de la eyaculación y la intensidad del orgasmo. Los sexólogos recomiendan una respiración triángulo: inhalar en 5 segundos, mantener la respiración otros 5 y exhalar durante 5 segundos. Lo ideal es respirar de forma tranquila y pausada para controlar que no haya expulsión de semen.

Hay que saber diferenciar entre orgasmo y eyaculación. El orgasmo es esa sensación física y psicológica de placer; la eyaculación consiste en la expulsión de semen que acompaña al orgasmo. Con un entrenamiento sistemático se puede conseguir que orgasmo y eyaculación se separen, lo que permite alcanzar varios orgasmos consecutivos sin perder la erección.

La eyaculación del hombre es una incógnita biológica. Al parecer, el cerebro no envía ningún estímulo específico al pene para que lo haga sino que se trata de un reflejo nervioso de la médula espinal.

Existen otras alternativas para que los hombres disfruten de forma plena durante la actividad sexual. Por ejemplo el punto F ubicado en el frenillo.  Estimulando la parte de abajo del pene se logra una enorme sensación de placer. Otro punto de los más excitantes es el punto C, situado en la oreja, considerada una de las zonas del cuerpo humano más erógenas debido a las terminaciones nerviosas que posee, en concreto, el lóbulo.  Estimular esta zona incrementa en gran medida el deseo sexual, pero también es una cuestión de gustos según el consumidor. El cuello suele ser otro de los puntos erógenos más efectivos.

Existen muchos más puntos que provocan placer, que desafortunadamente ni hombres ni mujeres suelen comprobar. Averiguar cuáles son aumenta la calidad de las relaciones sexuales y de los orgasmos ya que la estimulación gradual de los puntos más erógenos del cuerpo humano ayuda también a liberar más tensión sexual durante el orgasmo. Como dicen los orientales, ‘hay que pensar menos en el destino y gozar cada instante del camino que se recorre’

María G. Ruiz

@MaríagrCoco

6 Comentarios

  1. Nada como el punto R ¡Nada como eso!
    Mi esposa me lo descubrió y le estaré eternamente agradecido 😉

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 3.0/5 (2 votes cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: +1 (from 1 vote)
  2. Úna amiga me contó que vió a mi esposo con siendome infiel, el problema es que me era con un HOMBRE!
    Ante esto no supe que hacer para salvar mi matrimonio, así que en una noche de intimidad decidí meter mi dedo en su trasero. Creo que a el le gustó demasiado, me dió gracias por haberlo hecho y me pidió que lo hiciera regularmente, pero que por favor no fuera a pensar que el era gay por tener gustos así. Ja claro, como no.
    Hasta el día de hoy llevamos una muy buena relación, él a veces tiene problemas para sentarse pero dice que vale la pena y el olor a culo de mi mano no es nada en comparación al gran amor que le tengo a Gabo.

    Muy buen artí-culo.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 5.0/5 (3 votes cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: +1 (from 5 votes)
  3. Alguien sabe como se llama el chico de la imagen 3

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 5.0/5 (1 vote cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: +3 (from 3 votes)
  4. Acaso chica lo conoces al tipo

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 4.0/5 (1 vote cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: +1 (from 1 vote)

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here