CON DOS PLATOS Y UN MICRO, 30 AÑOS DE HIP-HOP

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: +4 (from 4 votes)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 9.7/10 (3 votes cast)
Un artículo de Pablo Cañeque para ColumnaZero.
Un artículo de Pablo Cañeque para ColumnaZero.

Dos platos y un micro, así se llama el documental producido por Red Bull para conmemorar los 30 años de la llegada del hip-hop a España. Figuras como SFDK, Violadores del Verso, El Langui, El Chojin o Frank-T repasan la llegada de esta música a España y su trayectoria hasta convertirse en lo que es hoy, un estilo referencia para los jóvenes y no tan jóvenes en este país.

Todo empezó en 1985. Aquellos días, los militares negros de Estados Unidos conquistaron España llegando desde distintas partes del país de las barras y estrellas en sus aviones de combate. Casi nadie lo recuerda. Es más, nadie podrá encontrar referencias al respecto en ningún libro de historia. Así llegaron a Madrid, ataviados en sus uniformes militares, armas en mano, y pisando bien fuerte con sus botas en la Base aérea de Torrejón de Ardoz, en Madrid.

Lo más curioso es que en ningún momento sembraron el pánico entre los ciudadanos de aquel lugar. Armas, uniformes, aviones… No era todo, también trajeron algo más, mucho más potente y de lo que aún en día quedan algo más que restos o los recuerdos de unos pocos. Algo que, desde esa localidad del sur de Madrid, se expandió por todo el país como si de una ola de calor se tratase. Algo que conquistó los corazones de miles de chavales de la época.

Ese algo eran radiocasetes; radiocasetes que contenían la semilla de un mundo nuevo por aquel entonces y que en este 2015 ha cumplido ya 30 años dentro de nuestras fronteras. Se trata del hip-hop, una música con carácter subversivo y cuyos inicios, vinculados, paradójicamente, a lo militar, ya hacían prever una historia más que romántica. El rap llegó a España en aviones de combate derribando toda música que estuviese de moda en aquel momento.

Ahora, con motivo de esos 30 años, Red Bull ha producido un documental que repasa la trayectoria del hip-hop en este país y que ha sido presentado en sociedad en la Cineteca del Matadero de Madrid: Dos platos y un micro. Allí estábamos. Gente de 30 años. Y de menos. Y de más. Gente a la que la brevedad de sus días no les ha permitido conocerlo antes, gente que ya lleva un par de generaciones amando una música que, en muchas ocasiones, suele tener más de poesía que de música y gente que lo ha visto nacer y que convivirá con ello, de una manera más que convencida, hasta el final.

Es el caso de Francisco Reyes, testigo en primera persona de los 30 años que narra el documental y guionista del mismo, así como director y realizador del programa de La 2 Ritmo Urbano, que, presentado por El Chojin, acerca la historia y el presente a través de la televisión. Una institución en la sombra —o no tan en la sombra—, si se permite, del hip-hop en España y, muy probablemente, el principal estandarte de la difusión de esta música desde un punto de vista cultural; puesto que, entre otras, imparte una asignatura de hip-hop en Doctorado en la Universidad Complutense de Madrid, donde es profesor. Y es que ya no es algo para jóvenes, el rap es para todos.

CON DOS PLATOS Y UN MICRO, 30 AÑOS DE HIP-HOP

El director de la obra, Rafa de Arcos, ha logrado hacer un buen producto destinado a todos los públicos. “Yo pensaba en mi madre, en que alguien como ella pudiese extraer en qué consiste el hip-hop y cómo se ha desarrollado en nuestro país”. Y ciertamente lo logró. Aunque la realidad es que la obra queda algo coja, pues se centra más bien en los primeros 20 años. Bien, como declaró de Arcos, porque algunos artistas no quisieron participar o bien porque otros han sido dejados de lado. Quizás sea precisamente este uno de los problemas del rap en España: es, ciertamente, algo elitista. La cima no es ser el mejor, es codearte con los que en su día lo fueron, con esos que captan nuevos públicos pero que, sobre todo, calman la sed de quien lleva bebiendo rimas algo más de una década. ¡Y vaya si lo hacen! Y, a pesar de todo, de que esté o no este artista, las grandes olvidadas en este rodaje son las mujeres. El rap femenino en España no es sólo la Mala Rodríguez y debe quedar bien claro.

Una vez terminada la proyección tuvo lugar un pequeño coloquio donde estrellas como Rayden, M’Baka, Invert o El Langui debatieron junto con los asistentes sobre el documental y el pasado, presente y futuro de esta música. Presentado por Tomás Fernando Flores, director de Radio 3, contó con la presencia de MC Randy, el autor de la primera canción de rap con un formato parecido al actual, el mitiquísimo ‘Hey, Pijo’, aún hoy uno de los maxis más vendido en la historia de este país. Una canción que suena al pasado y con un sonido bastante áspero. Nada raro, así es el rap, áspero. Como en su día lo definió el gran Mucho Muchacho, el rap «es simple: rimas sobre ritmos, así como si estuviera hablando. Pero diciendo algo duro, nada blando. Como jodiendo, molestando». Bienvenidos a los primeros 30 años en España de esta simpleza.

Pablo Cañeque

@paul_wine

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here